Ejercicios Físicos Pre-Lectura

Introducción

    Una de las teorías más importantes en la enseñanza y la educación de los niños y niñas de edad preescolar, es la formación de sus capacidades, es decir de las cualidades psíquicos necesarios para el dominio de diferentes tipos de actividad y para su cumplimiento exitoso. Entre los muchos tipos de capacidades, el lugar más significativo lo ocupan las capacidades cognoscitivas, las cuales se refieren a la esfera del conocimiento del mundo circundante por parte del niño: la preparación de objetos y de sus propiedades externas (capacidades sensoriales) y el pensamiento, el descubrimiento de las propiedades internas de las cosas, de sus vínculos y relaciones (capacidades intelectuales).

    La adquisición de experiencia y su generalización por parte del niño pequeño, comienza desde el momento del nacimiento. Los reflejos condicionados más sencillos que se forman en los niños desde los primeros días de vida, ya son formaciones funcionales primarias que reflejan la experiencia generalizada de la actividad.

    En el proceso de manipulación con objetos comienza a formarse en el niño diferentes acciones.

    Los procedimientos manuales de creación reflejan la experiencia funcional del propio niño y no se distinguen en principio de la unidad de generalización, es decir, del reflejo condicionado. La diferencia entre estos procedimientos es puramente cuantitativa.

    Los procedimientos de acción que no estén relacionados estrictamente con el objeto y que se realizan generalmente en forma de influencias motrices concretos sobre los objetos, son portadores de la experiencia generalizada de la actividad correspondiente, es decir constituyen formaciones funcionales generalizadas, aquel se distingue el aspecto del reflejo y de la generalización de la experiencia de la actividad. En el término procedimiento de acción se distingue el aspecto de la actividad externa. Según la existencia de uno u otro procedimiento de acciones, se puede juzgar acerca del reflejo de la experiencia de la actividad correspondiente en el cerebro del niño y acerca de la existencia de determinado nivel de generalización de esta experiencia.


 

 

Propuesta de Ejercicios Físicos

    Ejercicios para el equilibrio:

·         Caminar sobre una línea.

·         Caminar sobre un banco.

·         Caminar sobre una tabla o viga.

·         Caminar con objetos sobre la cabeza.

    Ejercicios de coordinación:

·         Pararse en la punta a la vez que se eleven los brazos arriba.

·         Caminando al frente tocando objetos que se encuentren a su alrededor.

·         Saltillo al frente y cuclillas.

·         Caminar en cuadrupedia por debajo de un obstáculo.

·         Brazo arriba y abajo/ Sentados y ponerse de pie.

·         Brazo al frente y atrás Sentados y ponerse de pie.

    Ejercicios de piernas:

·         Levantar pierna.

·         Correr hacia los lados.

·         Correr hacia atrás.

·         Saltar con ambos pies avanzando a un ritmo determinado.

·         Marcha normal con pasos cortos y largos.

·         Realizar pequeños saltos en el lugar.

    Ejercicios de Lanzamientos:

·         Lanzar con una o dos manos objetos de diferentes tamaños hasta el lugar donde la educadora indique.

·         Lanzar objetos y pelotas hacia señales sonoras. Carrera en línea recta tras el sonido del silbato. Caminar por una línea recta con brazos laterales.

·         Caminar en punta de pie. Caminar según el silbato.

·         Saltar según el sonido.

·         Caminar lento y rápido.

    Ejercicios para los brazos:

·         Brazos laterales.

·         Brazos arriba, al lateral y abajo.

  

 

  Ejercicios para las manos:

·         Palmas unidas (arriba y cerrar, tocarse las yemas, saludar, abrazar, esconderse, golpecitos, pasar sobre materiales, suaves y duros).

·         Apretar pelotas pequeñas, pasarla de una mano a otra, para los pies: (preferentemente sentados, individual).

·         Decir adiós. Conocerse, decir si y no, rodar bolas, conos, agarrar cuerdas (tirarlas) y frazadas.

    Ejercicios para manos y pies:

·         Tocar pies y manos, alternativamente

·         Tocar dedo, pasar la pelota (empujándola suave).

    Ejercicios para la cara:

·         Abrir y cerrar los ojos, mirar arriba, abajo, a un lado y otro, sonreír y enojarse.

    Ejercicios para cara y dedos manos: (esquema corporal)

·         Un dedo de cada mano: Tocar nariz y una oreja, barbilla y la otra oreja, nariz y frente, boca y cabeza.

·         En pareja: el espejo, tocar con un dedo parte del cuerpo del compañero, unir las dos manos, derecha, izquierda, alternando, los codos, las rodillas.

·         Inflar la cara y soplar, sacar la lengua, arrugar la frente.

·         Acostado de espalda dejar caer brazos y piernas.

·         Sentados piernas extendidas, subir un poco la pierna y dejarla caer.

·         Realizar carrera a una distancia de 5 metros.


Juegos

1.    ¿Quién me quiere a mí?

    ¿Quién me quiere a mí? La educadora se alejará de los niños, abrirá sus brazos y dirá. ¿Quién me quiere a mí? Y se para en punta de pie, los niños se desplazarán rápidamente hacia ella que ellos reciban con los brazos abiertos los estimulará para que lleguen hasta donde están sus brazos.

2.    Lanza la pelota

    La educadora lanzará pelotas en distintas direcciones, los niños correrán a cogerla y se lanzarán a la educadora, las pelotas serán de diferentes tamaños. Se puede utilizar pelotas hechas por los niños, etc.

3.    El perro juega con pelotas

    La educadora los invita a coger pelotas, de pronto se escucha el sonido onomatopéyico del perro, ¿Quién ladró? ¿Quién está? Los niños lanzarán las pelotas hacia el lugar del sonido para ver si sale el perro. Cuando sale el perro los niños corren hacia su casita.

4.    Los aviones

    Los niños estarán colocados de forma dispersa por el área y bien separados, a la señal de la educadora "Aviones a volar" los niños imitarán el vuelo de los aviones por el área, con los brazos extendido lateralmente, ala otra señal, "Aterricen", se detendrán y realizarán cuclillas.

5.    La chiva y los chivitos

    En un extremo del área la educadora dibujará un círculo que será la casa de los chivitos (niño) y de la chiva (educadora. A un lado un toro grande (un niño seleccionado. La chiva sale del círculo en busca de alimento, llama a los chivitos bee bee bee, a la llamada de la chiva los niños imitan a los chivitos caminando en cuadrupedia por debajo de una soga. Cuando la educadora (chiva) diga viene un toro el niño seleccionado tratará de coger a los niños (chivos) y estos correrán hacia el círculo que será la casita. Al llegar dirán ¡Qué susto! Y se acuestan a descansar.

6.    Conejos a su casita

    La educadora le explica a los niños que ellos serán conejos que van a pasear por el campo donde hay muchas zanahorias, y que saltarán al sonido de las claves, más rápido y más suave, cuando dejen de sonar las claves comerán las zanahorias y volverán a sus casitas.

7.    Un día de Paseo

    Los niños saldrán de paseo por el campo con la educadora, de pronto se encuentran con un río, (la educadora lo tendrá dibujado con anterioridad) pasará de un lado a otro por encima de un puente, el niño que no pase no podrá llegar hasta los nidos de los pajaritos.

8.    Sapitos al Agua

    Se trazará un círculo en el área. Los niños saltarán alrededor del círculo. A la señal "sapitos al agua" saltarán al interior del círculo trazado y caminarán imitando con los brazos, el movimiento de natación de los sapos.

9.    Ayudemos al constructor

    Los niños tendrán dos pilas una en cada mano, pero le van a llevar al constructor las bolsitas de arena ¿Dónde podemos llevarlas? (en la cabeza) le colocamos las bolsas de arena en la cabeza y caminarán hasta donde está el constructor (un niño seleccionado) al trasladar dos o tres bolsitas, se invitan a oler la arena mojada. (Ejercicio de respiración).

10. A pasear por el campo

    Se divide el grupo a la mitad, se traza dos líneas a la distancia de 10 m que representan dos casas, en el centro, entre las dos líneas, se dibuja donde se ubica un niño. El resto de los niños se situarán sobre una de las líneas (casas. El adulto invita a "pasear por el campo". Los niños salen corriendo a tratar de llegar hasta la otra línea (casa).El niño que está en el círculo trata de agarrar al que no logre llegar a la casa.

11. Lluvia de pelotas

    La educadora lanza por el piso pelotas u objetos que rueden y motiven a los niños que corran para alcanzarlas. Cuando lo logren se estimula a que ellos mismos la lancen para volver a alcanzarlos.

    Durante el desarrollo de las tres primeras actividades debemos señalar que los niños se mostrarán apáticos ante la propuesta de actividad de la educadora. Realizarán algunos ejercicios de forma aislada, se observarán retraídos, tropezarán frecuentemente, arrastrarán los pies al caminar; no comprenderán las tareas motoras por lo que no serán capaces de dar respuestas motrices, solamente se ajustarán a imitar a la educadora. La comunicación afectiva será incipiente tanto la que se establece niño - niño o niño - educadora.

    Poco a poco se logrará que los pequeños se interesen por la realización de la actividad, es importante destacar que en dependencia a la maestría pedagógica y la entrega que caracteriza al personal docente de esta enseñanza in fluirá en el desarrollo o no del niño y la validez de esta propuesta de ejercicios.


Principales dificultades que pueden presentar

     I.        Se agotarán con gran rapidez.

   II.        Los movimientos serán lentos.

 III.        Habrá predominio de la inseguridad.

 IV.        Sincinesias (movimiento parásito).

   V.        Agotamiento.

 VI.        Movimientos torpes.

VII.        Distractibilidad.

VIII.        La coordinación óculo - pédico.

  IX.        No serán capaces de realizar movimientos simultáneos de brazos y piernas.

    X.        Balanceos.

  XI.        Al transportar objetos de diferentes tamaños y formas se caerán precipitadamente.


Bibliografía

·         Bell Rodríguez, Rafael. Educación Especial: Razones, visión actual y desafíos. Editorial Pueblo y Educación, La Habana, 1977.

·         Colectivos de Autores. Educación Especial: Sublime profesión de amor. Editorial Pueblo y Educación. La Habana, 1996.

·         Bohigas Rodríguez, Emilia. Bríndale ayuda a tú hijo. Editorial Pueblo y Educación, La Habana, 1992.

 

Volver al Menú